viernes, 28 de mayo de 2021

Aguas oscuras

Autor/a: Robert Bryndza
Título original: Dark water
Traductor/a: Santiago del Rey
Editorial: Roca
Año de edición: 2019
Número de páginas: 400
ISBN: 9788417167097
Serie Erika Foster 3

¿A quién no le pasa tener series literarias empezadas desde hace tiempo y que ahí se quedan porque siempre se cuelan otros libros que queremos leer? Eso es lo que me pasa a mí con esta serie, la empecé en 2018 y, desde entonces, no había continuado con ella.

Aguas oscuras comienza con Erika en la comisaría de Bromley, a la que es trasladada después de resolver el caso de Una sombra en la oscuridad. Durante la investigación de un caso de narcotráfico, Erika recibe el aviso de que la droga está escondida en el lago de una cantera abandonada a las afueras de Londres. Tras realizar la búsqueda descubren el alijo en el fondo del lago pero también un pequeño esqueleto; los restos son identificados como Jessica Collins, una niña de siete años que desapareció cuando se dirigía a la fiesta de cumpleaños de una amiga veintiséis años atrás.

Erika será la inspectora que llevará a cabo la investigación y contactará con Amanda Baker, la policía que se encargó de la desaparición de Jessica en su momento, sin embargo, alguien no quiere que la verdad salga a la luz y hará todo lo que esté su mano para que así sea.

Pese a que aparecen nuevos personajes, bien definidos para que el lector se forme una idea clara tanto física como psicológicamente de ellos, Erika solicita la colaboración de sus antiguos compañeros: la inspectora Moss y el inspector Peterson.

Aguas oscuras tiene una trama que engancha desde el principio y donde los secretos, las mentiras y los golpes de efecto que se suceden uno tras otro descolocarán al lector que no descubrirá, hasta bien avanzada la lectura, quién es el culpable.

Pese a que la historia engancha y las páginas se pasan volando gracia a la cantidad de diálogos, que dotan a la lectura de mucho dinamismo, y a un estilo sencillo y sin florituras, el final me ha parecido un tanto precipitado ya que es en las últimas páginas donde descubrimos qué es lo que le pasó realmente a Jessica. Además, hay algunos hechos que me parecen un tanto forzados y metidos con calzador haciendo que esta nueva entrega de la serie no esté a la altura de los anteriores libros.

También he echado en falta un poco de introducción respecto a cómo es la nueva vida de Erika en Bromley, el autor nos la planta allí y listo, lo que nos dice sobre ella y su vida ya lo conocemos de antemano. Cierto es que sucede algo con otro personaje que le da un poco de salseo a la historia pero Bryndza lo deja un poco en el aire, habrá que leer la siguiente entrega para ver qué sucede.

Aunque no me parece una historia tan redonda como Te veré bajo el hielo, el mejor libro de la serie hasta el momento, es una historia entretenida que puede leerse independientemente de los anteriores puesto que cada uno de ellos es autoconclusivo aunque, si queréis animaros con los casos de la inspectora Foster, os recomiendo empezar por el primero: Te veré bajo el hielo.

jueves, 20 de mayo de 2021

El sanador de caballos


Autor/a: Gonzalo Giner
Edición: 6ª ed.
Lugar de edición: Madrid
Editorial: Planeta, colección booket
Año de edición: 2010
Número de páginas: 798
ISBN: 978-84-8460-744-1

Hacía tiempo que quería leer algo de Gonzalo Giner y, trasteando entre las cajas de libros, me acordé que tenía El sanador de caballos (uno de esos eternos pendientes que se quedan relegados en el ostracismo) y me puse manos a la obra con su lectura, cómo resistirme a una novela de corte histórico y con caballos de por medio.

Giner nos traslada a la España medieval del siglo XII donde gran parte de la Península está ocupada por los musulmanes. Época ésta en la que se viven momentos de convulsión debido a las continuas alternancias de guerra y paz entre los reinos cristianos y musulmán por el impulso de recuperar los territorios ocupados, así como por los intentos de unificación y desunión de los distintos bandos. En este contexto histórico tuvo lugar la Batalla de Alarcos el 19 de julio de 1195 donde se enfrentaron las tropas cristianas del Reino de Castilla contra las almohades del califa Yusuf II, a los pies del Castillo de Alarcos, y que supuso una dura derrota para el bando cristiano que no logró sobreponerse hasta la Batalla de las Navas de Tolosa en 1212.

En uno de los numerosos ataques sorpresa que siguieron a la Batalla de Alarcos, Diego de Malagón ve pávido cómo un grupo de imesebelen, los soldados más fanáticos del califa, asesinan brutalmente a su padre y a su hermana mayor y secuestran a sus otras dos hermanas más pequeñas sin que él pueda hacer nada por salvarlos. Desde ese momento Diego tiene que afrontar su nuevo destino con la única compañía de su fiel yegua Sabba.

Sin nadie a quien recurrir, Diego abandona la posada que regentaba su familia para dirigirse a Toledo junto a miles de refugiados con la única idea de vengar a su familia y rescatar a sus hermanas. Allí conocerá a Galib, un afamado albéitar o sanador de caballos, que, asombrado por su don natural para tratar a estas magnificas criaturas, le toma bajo su protección y le enseña todos los secretos del noble arte de la albeitería. Sin embargo, algo ocurre y Galib repudiará a Diego echándolo de su casa.

JB I

En los diecisiete años en los que acompañamos a Diego de Malagón le veremos crecer, amar aún más a los caballos y, a través del aprendizaje de la albeitería, vivir un sinfín de venturas y desventuras que le harán recorrer los reinos cristianos y musulmán, se codeará con personajes tan ilustres como Sancho VII, rey de Navarra, o Álvaro Núñez de Lara y participará en la batalla de las Navas de Tolosa para recuperar el territorio andaluz que estaba en posesión de musulmanes.

Lo que más me ha gustado de esta novela es la recreación de la época en la que trascurre la acción, el personaje de Estella –una de las hermanas de Diego- y el coraje que desprende pese a las vicisitudes por las que tiene que pasar y, cómo no, la pasión que trasmite Giner por la albeitería y los caballos; uno de los elementos más importantes que tenía el hombre en la Edad Media ya que no sólo servían como transporte o eran esenciales para arar los campos, junto a mulas,burros y bueyes, sino que constituían una poderosa arma en los campos de batalla. No en vano Giner es veterinario desde 1985 y sus conocimientos sobre la materia quedan reflejados a lo largo de la novela.

De lectura ágil y con un lenguaje sencillo, las casi ochocientas páginas se pasan volando porque la historia te atrapa de principio a fin.

Si quieres saber por qué Galib echó a Diego de su casa, al que quiere como a su propio hijo, o si éste es capaz de rescatar a sus hermanas y vengar a su familia no tienes más remedio que leer El sanador de caballos, una lectura muy recomendable que hará las delicias de quienes amamos a los caballos y de quienes gusten de novelas históricas o quieran introducirse en ellas.

Portada: https://www.ong-aida.org/aidabooks/6464-home_default/el-sanador-de-caballos.jpg
Imagen: archivo personal pero tomada por J. Ruiz Lili

viernes, 14 de mayo de 2021

Empezando lectura 22


Hacía tiempo que no retomaba los casos de la inspectora Foster y, como quiero seguir avanzando con todo lo que tengo pendiente, qué mejor que adentrarme en Aguas oscuras de Robert Bryndza, un lectura ligera pero que engancha desde las primeras páginas.
La detective Erika Foster recibe un aviso de que la clave para resolver un importante caso de narcóticos está escondida en una cantera abandonada en las afueras de Londres, por lo que ordena que sea registrada. Allí, entre el lodo espeso, encuentran un alijo de droga, pero también lo que parece ser el esqueleto de un niño pequeño. Los restos se identifican como los de Jessica Collins, de siete años, la chica desaparecida que copó los titulares hace veintiséis años. Mientras Erika trata de juntar las nuevas pruebas con las antiguas, también indaga más sobre el pasado de la familia Collins y se pone en contacto con la principal detective del caso en aquella época, Amanda Baker, una mujer atormentada por el fracaso de no haber encontrado a Jessica Collins en su momento. Pero alguien guarda terribles secretos. Alguien que no quiere que este caso sea resuelto y que hará todo lo que esté en sus manos para evitar que Erika descubra la verdad.
He leído ya más de un tercio y me tiene intrigada saber si mi sospechoso coincide con el culpable.

¿Habéis leído éste o algún otro libro protagonizado por la insperctora Erika Foster?

miércoles, 5 de mayo de 2021

La dama de blanco


Autor/a: Wilkie Collins
Título original: The woman in white
Traductor/a: Maruja Gómez Segalés
Edición: 2ª ed.
Editorial: DeBolsillo
Año de edición: 2003
Número de páginas: 812
ISBN: 84-9759-551-3

Siguiendo con el propósito de leer más clásicos me he animado, en esta ocasión, con La dama de blanco de Wilkie Collins que está considerada como una de las primeras novelas sensacionalistas y también precursora de la novela policíaca. Aunque se publicó por entregas entre 1859 y 1860 en la revista literaria fundada por Charles Dickens, All the year round, se publicaría en formato libro en ese mismo año y, a día de hoy, se considera una de las mejores novelas de misterio de la literatura.

Tras un prefacio, escrito por el propio Collins en el que nos informa de que realizó algunas correcciones antes de su publicación y de agradecer a sus lectores la buena acogida que tuvo La dama blanco, así como de un preámbulo en que se nos dan unas pincelas de lo que encontraremos en esta lectura, nos adentramos de lleno en una novela epistolar que nos traslada a la Inglaterra decimonónica para conocer la historia de Laura Fairlie y la misteriosa dama de blanco.

Será Walter Hartright, un profesor de dibujo, quien nos adentre en esta historia inspirada en un hecho real. Él será quien nos presente a Laura, una joven y rica heredera a la que tiene que dar clases de dibujo y de quien terminará enamorándose irremediablemente. Sin embargo, aunque este amor sea correspondido, Laura está comprometida con Sir Percival Glide, un barón con unas cuantas deudas acuciantes que necesita liquidez como sea para hacer frente a ellas pero en su camino se interpone la dama de blanco. Quién es ésta mujer y qué papel juega en la historia os dejo que lo descubráis por vosotros mismos, sólo os puedo decir que tiene un parecido asombroso con Laura y que será una pieza clave en el devenir de los acontecimientos.

Pero éstos no serán los únicos personajes que conozcamos ya que Marian Halcombe, hermana de Laura, y el Conde Fosco, amigo de Sir Percival, también serán muy importantes para que comprendamos perfectamente todo lo que acontece a lo largo de las más de ochocientas páginas donde todo gravita sobre una suplantación de identidad con consecuencias inesperadas.

Tengo que reconocer que, cuando empecé a leer La dama de blanco, el estilo del autor se me hacía muy pesado, me costaba centrarme en la lectura y el ritmo narrativo del primer tercio del libro tampoco ayudaba mucho. A partir de ahí me fui haciendo al estilo de Collins y el argumento se iba tornando más interesante por lo que me animé a seguir con su lectura y no dejarla abandona como era mi intención.

Hay que tener en cuenta que estamos hablando de un libro que se escribió en el siglo XIX y que el estilo de las novelas de aquella época no es como las actuales, por lo que hay que ponerse un poco en situación, también que se escribió por entregas y que el autor se recrea en detalles sin importancia que sirven, desde mi punto de vista, a modo de relleno. Sin embargo, el argumento es más que interesante y está muy bien llevado donde nada queda al azar, además, los personajes están muy bien construidos, tanto física como psicológicamente, y cumplen a la perfección con su papel. Cierto es que algunos sobresalen más que otros y que, como en el caso del tío de Laura, le habría dado un sopapo de buena gana por su pedantería. Laura es la típica mujer de aquella época que se resigna y hace lo que se espera de ella, Walter el perfecto caballero; Marian es todo lo contrario a su hermana, decidida, con arrojo, osada y valiente; Sir Percival es despreciable y un cobarde pero me quedo con el mejor personaje de todos, el Conde Fosco, un villano muy inteligente, manipulador e irónico que es capaz de llevarte a su terreno sin que te des cuida y, encima, le des las gracias.

Como decía al principio es una novela epistolar y serán éstos y otros personajes los que nos cuenten en primera persona su visión de lo que acontece entorno a Laura y la dama de blanco, haciendo que el lector conozca múltiples puntos de vista y se forme una idea global de todo lo acontecido sin que se le escape ni un solo detalle.

La dama de blanco es un melodrama muy bien llevado en el que se conjugan el suspense, secretos, manipulaciones, unas pincelas de atmósfera gótica, una mujer misteriosa, descripciones muy detalladas y hasta una historia de amor imposible que hace de ella una muy buena lectura pero, desde mi opinión totalmente subjetiva, el estilo tan denso y las páginas de relleno hacen que su lectura tenga ciertos altibajos lo que le resta puntos para ser todo lo redonda que debiera ser.